Niños de 10 años rescataron a su padre de ahogarse tras escuchar a Jesús

0
309

Estados Unidos Alabama,Un padre de dos niños, testificó sobre cómo Dios usó a sus dos hijos de 10 años para salvarlo de morir ahogado.

El incidente ocurrió el mes pasado cuando Brad Hassig se bañaba en la piscina de su casa con sus hijos, Bridon y Christian, y el amigo de los chicos, Sam Ebert, informa Faithpot.

“Me encanta estar bajo el agua; algo que hago todo el tiempo. Es tranquilo y relajante. Oro el Padre Nuestro cuando hago esto. Es una especie de meditación», dijo Brad.

Pero ese día no recuerda haber terminado su meditación con Dios. Mientras buceaba, Brad tuvo una enfermedad repentina y se desmayó bajo el agua.

“Por lo general, se sienta como si estuviera meditando”, explicó Christian. “Pude ver que estaba temblando mucho y luego simplemente se acostó de lado. Como llevaba gafas, pude ver que su rostro se estaba poniendo azul. Le dije a Bridon: ‘Papá no está bien’.

Entonces Bridon y su amigo entraron en acción para salvar a Brad. “Sam y yo nos sumergimos en el agua y yo tomé un hombro y él tomó el otro. Lo arrastramos hasta los escalones”, recordó Bridon.

Cuando su padre no respondía, Christian fue en busca de ayuda y Bridon comenzó la RCP y la reanimación boca a boca.

“Cuando me desperté estaba tosiendo sangre y agua, luchando por respirar y había gente por todas partes. Mi hijo gritaba: ‘¡Papá, papá, vuelve!’”, dijo Brad.

Fue llevado al hospital y permaneció en la UCI durante la noche antes de ser dado de alta y regresar a casa.

“No tenían el entrenamiento para hacer lo que hicieron, actuar tan rápido, saber cómo indicarle a alguien que llame al 911 mientras el otro te está haciendo RCP. Quiero decir, es una cosa de Dios. La mano de Dios estaba en todo”, explicó.

Cuando se le preguntó cómo sabía qué hacer para salvar a su padre, Brian respondió que Jesús lo guió en todo. 

“Sentí que era una voz, no era Christian o Sam. Sentí una voz en mi cabeza : ‘Salva a tu padre’. Jesús puso su mano sobre nuestro hombro y nos guió a todas partes”, testificó el niño.

Cuando Brad salió del hospital, los niños celebraron el regreso seguro de su padre a la familia.

«Cuando llegó a casa, fue el momento más feliz de mi vida”, dijo Christian. Y Brion agregó: «Probablemente lo abracé durante dos minutos seguidos como si no quisiera soltarlo».

«Yo los amo. Estoy muy orgulloso de ellos. Estaré agradecido por el resto de mi vida”, concluyó el padre.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Iliana Q.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.